Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

El diario del negocio digital y las tecnologías del futuro

17 Dic 201818:05

360

360º

Curiosidades, gadgets y más.

225 metros cuadrados de realidad virtual

08 Oct 2018 — 05:00
Kippel01
Compartir
Me interesa

El centro de realidad virtual Zero Latency abrirá sus puertas el próximo diciembre en el centro comercial Parc Vallés de Terrassa y contará con más 225 metros cuadrados en los que podrán jugar de forma simultánea hasta ocho personas.

225 metros cuadrados de realidad virtual

 

Más de doscientos metros cuadrados de superficie en el que ocho jugadores intentarán sobrevivir a una horda de zombies, lucharán contra una inteligencia artificial a bordo de una nave aeroespacial o desafiarán las leyes de la gravedad, y todo ello de la mano de la realidad virtual. La experiencia se hará real a partir de diciembre, con la apertura de Zero Latency.

 

Zero Latency es un centro de realidad virtual que abrirá sus puertas en el centro comercial Parc Vallés de Terrassa (Cataluña). Con una superficie total de 500 metros cuadrados, las instalaciones incluyen una zona de juego, diferentes salas para la celebración de eventos corporativos y una zona de cafetería.

 

El proyecto lleva la firma de la asturiana Climbing Planet, que asumirá una inversión superior al millón de euros. El centro de Zero Latency Terrassa será el segundo en España (el primero está ubicado en Madrid) y el número 22 en todo el mundo.

 

Barcelona nos parecía el paso natural que teníamos que dar a la hora de extender la tecnología de Zero Latency por Europa, de ahí que nuestro centro en Terrassa vaya a ser uno de los más avanzados en todo el continente”, asegura Carles Comas, consejero delegado de Climbing Planet.

La semana 360º
Publicidad
...