Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

El diario del negocio digital y las tecnologías del futuro

21 Nov 201919:09

h Empresa

El gigante Cisco recula en España: ingresa un 20% menos desde 2013

20 Sep 2018 — 05:00
D. López / A. Pijuán
Especiales relacionados
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

La compañía redujo su beneficio un 64,4% y rebajó sus ventas casi un 20% en el periodo comprendido entre 2013 y 2017. La irrupción en el país de empresas como Huawei ha hecho mella en su actividad de TI.

El gigante Cisco recula en España: ingresa un 20% menos desde 2013

 

Cisco España se recupera ligeramente en el último año tras haber contraído su negocio en este lustro. A cierre del ejercicio 2017, la empresa multiplicó por trece su beneficio en el país, hasta 2,85 millones de euros, y creció un 3%, logrando una cifra de negocio de 87 millones de euros. No obstante, entre 2013 y 2017, la principal filial con la que opera en España, Cisco Systems Spain, redujo su beneficio un 64,4% y rebajó sus ventas casi un 20%.

 

Destaca especialmente la caída producida de 2013 a 2014, cuando la empresa pasó de tener unas ganancias de 8,01 millones de euros (sus mejores resultados en este tramo) a unas pérdidas de 972.869 euros. Entonces, la cifra de negocio de la compañía se desplomó un 25,8%, hasta 80,6 millones de euros, según las cuentas depositadas en el Registro Mercantil.

 

Un año más tarde, en 2015, Cisco volvió a la senda de los números negros en España y registró un beneficio de 1,9 millones de euros, así como una facturación de 106,56 millones de euros. No obstante, el grupo volvió a contraer su negocio al año siguiente con una caída del 88% de sus ganancias, hasta 219.965 euros, y un descenso del 20% de su cifra de negocio, que se situó en 84,56 millones de euros.

 

 

 

 

Los altibajos del último lustro han colocado a la filial española de Cisco en una posición incierta. El grupo asegura en sus resultados que decidió poner fin a todas las nuevas actividades comerciales a partir de enero del año pasado. “La sociedad dependiente Cisco Systems Capital seguirá gestionando y manteniendo la cartera existente de contratos de clientes y, en los casos en que los clientes actuales soliciten una ampliación del servicio, el mismo se aceptará -indica la empresa en sus cuentas- esto significa que dicha sociedad continuará su funcionamiento hasta que finalicen los contratos en los años siguientes. Desde la compañía no han realizado ningún comentario.

 

Cisco remarca en el informe que “se ha visto afectada por la situación económica del país y las dificultades que las empresas han estado atravesando”. Asimismo, el grupo tecnológico asegura que “las perspectivas a futuro son las de continuar siendo el apoyo en las ventas y clientes de la red Cisco e intentar materializar todas las perspectivas de crecimiento en el país”. La compañía destaca que “no existen riesgos o incertidumbres a los que el grupo no pueda enfrentarse con éxito a corto plazo”.

 

Fuentes del sector indican a Kippel01 que, si bien Cisco fue uno de los referentes durante los primeros compases de la conectividad y el despliegue de infraestructura de redes en el país, su actividad se ha visto afectada en los últimos años por la encarnizada competencia. En este contexto aparecen players de la talla de Huawei, que hace hincapié en el desarrollo de infraestructuras de tecnologías de la información (TI), con una fuerte apuesta por la virtualización de redes.

 

Los nuevos escenarios de soluciones cloud y movilidad y la inmediatez que demandan tanto los usuarios como los negocios han llevado a las compañías a desarrollar modelos que prescindan de los entornos físicos y apuesten por la ejecución de los servicios vía software. Se trata de una tecnología que apunta a sustituir la arquitectura TI de red determinada por el hardware a un marco en el que el software gestiona y ejecuta todo el despliegue.

 

 

 

 

De 2016 a 2017, Cisco basó su crecimiento en España sobre todo en la prestación de servicios, un segmento que copó el 88,03% de su facturación total, frente al 76,63% del año anterior. Sin embargo, la tecnológica redujo su cifra de ventas de equipos informáticos, un área que pasó de representar el 22,26% de su negocio en 2016 al 10,97% en 2017. Por su parte, los ingresos por alquiler de equipos apenas variaron: pasaron de una cuota del 1,11% a un 1%.

 

La filial española de Cisco se encarga de vender el sistema y los productos de la compañía en el país, y cobra una comisión a la matriz de Reino Unido. El grupo opera con dos sociedades en el mercado español: Cisco Systems, fundada en 1995, y Cisco Systems Capital.

 

Por otro lado, Cisco disponía de una plantilla de 343 personas en España a cierre de 2017, lo que representa un incremento del 14,7% de su fuerza laboral. La filial ha ido aumentando el número de empleados en el país progresivamente en el último lustro, con la única excepción del ejercicio 2014, en el que pasó de 299 personas a 290.

 

Aun con este crecimiento de su plantilla, el grupo ha llevado a cabo este año un proceso de reestructuración que le ha llevado a pagar indemnizaciones con posterioridad al ejercicio 2017 por un importe de 2,42 millones de euros. Ello como consecuencia de un plan fijado e informado por Cisco Systems en el año fiscal 2018, que ha afectado a un total de nueve empleados.

 

 

Cisco gana un 98,8% menos a escala global en 2018

En global, Cisco logró un beneficio de 110 millones de dólares (94,1 millones de euros) a cierre de su año fiscal 2018, lo que se traduce en una caída del 98,8% respecto al ejercicio precedente. La compañía atribuye a este descenso el cargo extraordinario de 10.400 millones de dólares (8.901 millones de euros) por la reforma tributaria implementada en Estados Unidos a principios de este año.

 

Asimismo, la compañía obtuvo unos ingresos de 49.330 millones de dólares (42.220 millones de euros), un 2,7% más que un año antes. La empresa registró un incremento del 2,8% en la venta de productos y del 2,6% en la facturación por servicios.

Me interesa
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@kippel01.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Kippel01 no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...