Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

El diario del negocio digital y las tecnologías del futuro

08 Jul 202001:47

h Empresa

Wonderbox, a por los 30 millones de ingresos en España al calor del negocio de la intermediación

13 Nov 2018 — 05:00
Daniel López
Compartir
Me interesa

La compañía francesa de cofres regalo quiere hacer hincapié en su crecimiento orgánico y espera vender 430.000 cajas en el mercado español a cierre de 2018. La empresa ha adquirido a otras marcas en los últimos años para ganar peso en el extranjero.

Wonderbox, a por los 30 millones de ingresos en España al calor del negocio de la intermediación

 

El cliente abre su caja de experiencias, consulta la guía que viene incluida, llama al proveedor y paga con el cheque regalo. Este es un proceso cada vez más común a la hora de reservar una estancia en un hotel y empresas como Wonderbox lo han hecho realidad a través de un modelo de negocio basado en la intermediación. Prueba de su viabilidad se encuentra en sus objetivos de facturación: casi treinta millones de euros en España a cierre de este año.

 

Los ingresos de la filial serán, por tanto, un 11% superiores a los 27 millones de euros que contabilizó el año pasado, según ha explicado Pierre-Louis Jezequel, director general de Wonderbox en el país, a Kippel01. El directivo afirma que el grupo estima vender en el mercado español hasta 430.000 cofres regalo en 2018.

 

Las cifras son significativas si se tiene en cuenta que en España se vendieron 1,05 millones de cajas de este tipo en todo 2017, según datos de la consultora Gfk. Si los números se mantuvieran en línea este año, Wonderbox coparía más del 40% del mercado. Ocurriría lo mismo si se comparara la facturación de la compañía con los ingresos totales del sector de los cofres regalo, que en 2017 fueron de 72 millones de euros en el país.

 

 

 

 

En 2004, Bertile Burel y su marido James Blouzard fundaron la empresa con la idea de ofrecer experiencias temáticas, después de que la pareja diese la vuelta al mundo durante seis meses. El crecimiento de la empresa se aceleró a partir de su entrada en España en 2008 y de su acuerdo de distribución con El Corte Inglés. En ese aspecto, Wonderbox se ha convertido en una de las enseñas más fuertes de su sector en Europa.

 

Prueba de ello reside en su capacidad para tirar de chequera y hacerse con marcas de otros países, estrategia que les permite ampliar su oferta. A ese respecto, Jezequel defiende que la compañía “no compra cuota de mercado”, sino que estas adquisiciones son útiles para “adquirir conocimiento y lanzar una propuesta distinta a lo que ya hay”.

 

“Cuando compramos una empresa no queremos que haga lo mismo que Wonderbox, sino que actúe diferente y disponga de conceptos innovadores”, explica el directivo. En ese aspecto, Jezequel reconoce que en ocasiones conviene encontrar la innovación fuera de la empresa. “Estamos abiertos a adquisiciones siempre y cuando nos aporten un valor añadido”, señala.

 

El pasado julio, Wonderbox impulsó su expansión en Europa con la compra de Lifecooler, una de las enseñas más fuertes de esta categoría en Portugal. La compañía, que ya cuenta con una red de distribución desarrollada en el mercado luso con más de 150 puntos de venta, espera beneficiarse de los ingresos aportados por esta marca, de entre cinco y seis millones de euros.

 

 

 

 

Wonderbox quiere aumentar sus ventas en Francia, de donde es originaria. La empresa está presente también en Bélgica, Italia, Holanda y Suiza. Para consolidar su expansión en Europa, el grupo adquirió hace tres años la marca belga Vivabox y la holandesa Gift for you en 2017. En España, el grupo cuenta con 65 empleados y 800 puntos de venta.

 

El perfil mayoritario de comprador de este tipo de cajas es una mujer (70%) de entre 35 y 55 años. La mayoría de las compras tiene como destino a familiares, en concreto el 69%. Sólo dos de cada diez se regalan a amigos, seguidas del 6% que se destinan a uso profesional y el 5% restante, que son para uso propio. Wonderbox registró en 2017 un precio medio de 71 euros, un dato que coincide con el ticket medio del mercado.  

 

La intermediación digital ha generado un escenario en el que los límites entre quién es el cliente y quién es el proveedor se difuminan. Es una evolución que lleva a cada vez un mayor número de empresas a incluir en su modelo de negocio a un nuevo consumidor, que tan pronto es cliente como partner.

Me interesa
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@kippel01.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Kippel01 no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...